Acerca de mí

Mi foto
Mexicali, Baja California, Mexico
Historiador por la Universidad de Guadalajara y El Colegio de Michoacán, con un breve momento oscuro en El Colegio de la Frontera Norte. Nacido en Durango, criado y creado entre Ensenada, Ameca y Guadalajara, y ahora radico en Mexicali: es decir un jalisquillo fronterizo de origen duranguense, pero no bailo pasito duranguense (mucho menos tribal).

Lo que leo

Una antología de artículos y capítulos de Gilberto Giménez, principalmente sobre identidades, para una clase de maestría, pero sobre todo para escribir una introducción a mi próximo libro que titularé: Identidades históricas en las Californias.

sábado, 28 de junio de 2008

Recorriendo viejos caminos.


Resulta que ayer viernes 27 de junio tuve mi Seminario de Tesis en el programa de excelencia nivel internacional (He!!!!) del Doctorado en Ciencias Sociales del Colegio de Michoacán, y aunque al término de más de tres horas de sesión con cuatro sinodales y mi directora, salí entusiasmado y optimista... Hoy camino de Zamora a Guadalajara ya no estoy tan seguro de que mi esbelta tesis de 566 cuartillas en su cuarto borrador, solo requiera algunos ajustes para ser presentada en un examen de grado... Pero creo prudente analizar con calma y paciencia los comentarios recibidos, antes de iniciar de nuevo y cambiar gran parte de la tesis, sobre todo la cuestión de las identidades históricas, en fin...

Situación extraña, y aún más estando en Guadalajara donde alguna vez pensé que sería mi residencia definitiva, y escribo esto desde un Starbucks de la avenida Chapultepec y López Cotilla, a unos minutos de la casa de huéspedes donde viví mucho tiempo de estudiante... También venía pensando en rentar casa en Mexicali y establecerme por un tiempo en ese rancho grande, como éste... Cosas de la vida, hasta lo verde me empieza a parecer excesivo... Nada más falta que extrañe el aire acondicionado, aunque en Zamora dormía con el ventilador prendido toda la noche, a pesar de los 17 grados de las noches...

2 comentarios:

Saturno dijo...

jajajaja
todo lo que no se parece al paisaje arido y caluros resulta excesivo e incluso incomodo.
Me pasa a mi estando en el DF... ya quiero regresar a tijuana.
Saludos prof.

Mario Alberto Magaña dijo...

Pues la verdad es que cada vez estoy más preocupado por mi cachanización, que hasta ya el verde se me hace excesivo... Ya hasta la Laguna Salada me parece un paisaje maravilloso, ya bien decía Guy Rozat que a veces el exceso de vegetación nos agobia a los norteños aridos... Saludos a todos por todas estas tierras y que la fuerza les acompañe...