Acerca de mí

Mi foto
Mexicali, Baja California, Mexico
Historiador por la Universidad de Guadalajara y El Colegio de Michoacán, con un breve momento oscuro en El Colegio de la Frontera Norte. Nacido en Durango, criado y creado entre Ensenada, Ameca y Guadalajara, y ahora radico en Mexicali: es decir un jalisquillo fronterizo de origen duranguense, pero no bailo pasito duranguense (mucho menos tribal).

Lo que leo

Miguel León-Portilla, Independencia, Reforma, Revolución ¿y los indios qué?, ciudad de México, Conaculta / UNAM, 2011. [¿Me atreveré? Sigo sin atreverme, lo más probable que sea un mal rato...]

martes, 26 de enero de 2010

2010: Fiesta con historiadores


Como lo señalé en las pasadas Jornadas Internacionales del Instituto de Investigaciones Históricas de la Universidad Autónoma de Baja California, la perspectiva que yo veía es que el 2010 se iba a convertir en el mejor de los casos en una "fiesta con historiadores", y no una actividad de los historiadores para reflexionar sobre nuestro pasado común, el de todos los que se (auto y hetero) denominan como "mexicanos". Pero como siempre es más importante las luces y el lucimiento personal que un proyecto disciplinario trascendente, si no véase la presentación de "Discutamos México", con la presencia de Miguel León-Portilla, Alejandro Lujambio y Felipe Calderón, y la llamada a la diversidad y pluralidad. Pero si el "historiador" de lujo es símbolo de una de las visión más homogenizantes y poco críticas de la historiografía mexicana, así como cacique de la Academia Mexicana de la Historia. Y el colmo es cuando declara, según Columba Vértiz de la Fuente (Proceso,1734:60-61):
  • "En la ceremonia, el doctor León-Portilla incitó, ante Calderón, a que se "critique" en Discutamos México. Luego, el autor de Visión de los vencidos se ofreció a participar en un programa "del indio vivo" porque sus maestros Manuel Gamio y Ángel María Garibay le dijeron: "Mira, está bien que te fijes en el indio muerto, muy bien, pero también piensa en el indio vivo".
Es precisamente el fundador y promotor de una visión de los indios históricos como desconectados de los indios contemporáneos el que ahora descubre a los "indios vivos". Expresión de por sí desafortunada y que nos comprueba su perspectiva occidental, pero además manipuladora de un discurso que muchos beneficios le han redituado. Además de haber impulsado y supuestamente fundamentado la idea de que la identidad mexicana está basada en el aztequismo, negando con ello la propia diversidad cultural indígena antes de la conquista e incluso durante el periodo colonial, como lo han destacado Roger Bartra y José del Val. De éste último destaco:
  • "El aztequismo como símbolo étnico fundamental de la nación mexicana empieza a mostrar su debilidad. Sin embargo, ha sido el sector pensante, los intelectuales, los que han continuado la tradición, sin que se haya dado mucha reflexión en torno al país real y menos aún autocrítica al colaborador en perpetuar a los "aztecas" como los representantes de la nación mexicana. Se han construido museo reconocidos internacionalmente, donde los aztecas son glorificados con grandilocuencia arquitectónica y frivolidad científica"(José del Val, México: identidad y nación, México, UNAM, 2004, p. 72)
Sigo insistiendo que el 2010 debe ser un motivo de reflexión plural e interdisciplinaria sobre la historia local, regional y nacional de los grupos humanos que han poblado y habitado lo que antes se conocía como la Nueva España y después de 1854 como la república mexicana, desde la disciplina histórica, y no un show de funcionarios ignorantes pero muy "patrióticos". Espero que no terminemos el año lamentando como fue en 1992, haber perdido una nueva oportunidad de hacer una diferencia y seguir lamentando la muerte no sólo física de Edmundo O'Gorman, sino también de su legado crítico.

No hay comentarios.: